Lenovo L27q-10, un monitor con un diseño que enamora

El Lenovo L27q-10 es un monitor de 27 pulgadas especialmente pensado para trabajar. Con un diseño muy elegante y una calidad de imagen muy buena, es una muy buena opción, con una relación calidad-precio interesante, un panel de gama media cuyo mayor punto fuerte es el diseño.

Características técnicas del monitor Lenovo L27q-10

En la siguiente tabla te muestro de manera resumida las características técnicas del Lenovo L27q-10. Los siguientes apartados los dedico a explicarte punto por punto todas las prestaciones del monitor para ayudarte en tu proceso de decisión de compra.

Especificaciones
Marca – ModeloLenovo L27q-10
Tamaño de pantalla27″ (68.6 cm), plano
Resolución Quad HD (2560 x 1080 p)
Tiempo de respuesta4 ms
Retroiluminación / PanelW-LED IPS
Tamaño del píxel0.2331 x 0.2331
Brillo350 cd/m2
Contraste nativo1000:1
Ángulo de visión178º
Dimensiones con soporte (Alto x Ancho x Profundidad)466.3 x 611.6 x 237 mm
Peso (Sin / Con soporte)4.5/4.95 kg
Compatibilidad VESANo
Puertos HDMI1
Puertos USBNo
Otros conectores
  • DisplayPort
  • Jack 3.5 mm
Inclinable / Pivotante / Giro / Aj. Altura-5 a 22º / No / No / No
Contenido / Accesorios
  • Cable de corriente alterna
  • Cable HDMI
  • Guía de configuración rápida
  • Adaptador AC

Diseño exterior de Lenovo L27q-10

En el apartado de diseño, he de decir que el Lenovo L27q-10 es uno de los monitores más bonitos con los que me he encontrado. Tiene un aspecto súper elegante en color plateado, con unos marcos laterales muy finos y unas líneas muy limpias. El marco inferior sí es un poco más ancho, lo cual es comprensible, pues tiene alojados algunos botones, pero aún así la sensación es preciosa; se integra en el escritorio como un elemento decorativo más, algo a lo que también ayuda su soporte.

Con una pantalla de 27 pulgadas, mide 611.6 mm de ancho, 466.3 mm de alto y 237 mm de profundidad; pesa 4.95 kilos.

El panel trasero es limpio y agradable, también en plateado, con una banda inferior en color algo más oscuro y sobre la que se ajusta la peana.

En cuanto a ergonomía, tenemos que la pantalla sí se puede inclinar; 5 grados hacia delante y 22 grados hacia detrás. Sin embargo, no se puede ajustar la altura ni es pivotante.

El diseño del monitor es realmente cautivador

El diseño del monitor es realmente cautivador

En el apartado de diseño, la única pega que le pongo es que no tiene compatibilidad VESA; no se puede colgar de la pared, aunque creo que visualmente desmerecería.

Sobre el soporte, al igual que el resto del panel, es de color plateado. La base tiene forma de V abierta y es lo suficientemente grande para ofrecer estabilidad a un panel de 27 pulgadas. Sus patas son delgadas y delicadas, confiriendo, como adelantábamos, un aspecto precioso

Conectividad de Lenovo L27q-10

En el apartado de conectividad, el Lenovo L27q-10 me parece que se queda algo justo para las necesidades de la gran mayoría de usuarios. Dispone de un puerto HDMI 1.4, un DisplayPort 1.2 y un jack de auriculares 3.5 mm. Todos los puertos, que no son muchos, están ubicados en la parte trasera del monitor. Creo que no hubiese estado nada mal que la compañía china añadiese, al menos, un puerto USB 2.0 o 3.0 al monitor.

Quiero hacer una pequeña reseña sobre el consumo de energía del Lenovo L27q-10. En modo normal es de 30 W; a máxima potencia, el consumo sube hasta los 40 W. En modo espera consume apenas gasta lo convencional, 0.5 W. Y, si está apagado, 0.3 W.

Veamos alojados los conectores en la parte trasera

Veamos alojados los conectores en la parte trasera

Calidad de imagen del monitor Lenovo L27q-10

Vamos ahora con la calidad de imagen de este panel de Lenovo. Incluye una pantalla tipo IPS de 27 pulgadas (68.6 cm); tiene una resolución Quad HD (2560 x 1440 pixeles), lo que nos da un total de 109 pixeles por pulgada y un tamaño de píxel de 0.2331; ofrece una relación de aspecto 16:9.

Capaz de reproducir 1073 millones de colores, cuenta con una retroiluminación de tipo W-LED y la potencia del brillo es de 350 cd/m2; un brillo tirando a lo alto en monitores. El contraste estático es de 1000:1 y el contraste dinámico de 3.000.000:1.

Uno de los aspectos que más me han gustado del monitor es que dispone de ángulo de visión tanto horizontal como vertical de 178º; esto es, puedes visualizar el contenido del panel desde cualquier ángulo sin ningún tipo de distorsión en formas o colores y, por supuesto, sin que aparezcan esos indeseables brillos.

Ahora quiero hablarte del tiempo de respuesta del Lenovo L27q-10. Si tienes pensado utilizar este monitor para jugar a videojuegos, esto te interesa. El tiempo mínimo de respuesta es la cantidad mínima de tiempo que los píxeles tardan de cambiar de un color a otro; pues bien, en este monitor es de 4 milisegundos, lo que es una cifra intermedia que te permite correr tus videosjuegos pero, por supuesto, es mejorable.

La calidad de imagen está muy bien

La calidad de imagen está muy bien

Sonido

En el apartado de sonido la verdad es que no hay demasiado que decir porque el Lenovo L27q-10 no dispone de altavoces. Por lo tanto, para poder escuchar cualquier tipo de contenido vas a tener que hacerte con unos auriculares o altavoces externos que, de ser con clavija USB deberán ir conectados al PC directamente.

Accesorios

El Lenovo L27q-10 viene con su guía de configuración rápida, cables de corriente alterna y HDMI y un adaptador AC.

En definitiva…

A modo de conclusión, creo que el Lenovo L27q-10 es un monitor pensado para un determinado público. Me explico. Es un panel que ofrece unas muy buenas prestaciones en cuanto a calidad de imagen; la resolución Quad HD, su destacable PPI y una potencia de brillo más que aceptable ofrecen una calidad de imagen fantástica para la gran mayoría de usuarios.

Eso sí, tal y como he señalado, creo que no es un panel indicado para gamers profesionales, sino más bien para correr la mayoría de juegos en alto rendimiento; aunque algunos se quedarán cortos.

En cuanto a puntos a mejorar, creo que no hubiese estado nada mal que incorporase un puerto USB; todos los equipos disponen de al menos uno, pero desde el monitor resulta más accesible para cargar el móvil o para cascos que no incluyan 3.5 mm. También creo que hubiese estado bien que se pudiese regular la altura; es un panel con una barra de soporte bastante alta, así que Lenovo podría haber hecho que fuese ajustable, por si acaso.

Disponibilidad y precio de Lenovo L27q-10

Monitor Lenovo L27q-10: Pros y contras

PROS:

  • Muy buena calidad de imagen
  • Diseño precioso

CONTRAS:

  • Sin USB

Nos gustaría tener tu opinión

      Deje una respuesta

      Las cookies de este sitio se usan para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de medios sociales, de publicidad y de análisis web. Más información

      ACEPTAR
      Aviso de cookies